Nanorreflexión metereológica

El tiempo escasea, es algo sabido por todos, por eso, para no robaros demasiado en lecturas largas, últimamente me estoy aficionando a hacer nanocosas. Quizá con la intención de dejaros con ganas de más, si os gusta, y de que no os vayáis a mitad si no os gusta, porque para entonces habréis acabado de leer. Además, hablaba con mis queridas Margui y Mukali de inventar y reinventarse. Así que, después de inventar las nanorreseñas, invento las nanorreflexiones. Para que no digan que no pongo de mi parte. De momento dejo una por aquí, pero si algún día tengo más, os ahorraré esta introducción y plasmaré solo la reflexión. Ale, a pensar conmigo un rato.

Dicen que el tiempo está loco. ¿No será que lo volvemos loco nosotros?

Aprovecho la ocasión para desearos un Feliz 2018. Por cierto, si no lo habéis hecho ya, visitad los sitios de estas dos chicas pinchando en sus nombres. Sus sitios, escritos y reflexiones, verdaderamente merecen la pena.