El viaje del viernes #1

Siguiendo la iniciativa de mi querida Martes, utilizaré los viernes para recordar entradas antiguas y hacer así que vayáis conociendo poco a poco el blog. Ella lo propuso como algo “universal”, para que todo el que quiera adopte la idea y podamos ir conociendo entradas antiguas de todos los blogs que seguimos a las que la falta de tiempo nos impide acceder, por eso utilizo la etiqueta #ViajeDelViernes, que facilitará encontrar las entradas en las redes sociales compartidas. ¿Te apuntas?

Cuando trabajaba en la oficina del DNI me pasaron cosas curiosas, algunas de las cuales las lees y piensas: “Esto se lo ha tenido que inventar, no puede ser cierto“. Pues no. En este blog, salvo los relatos, todo ha pasado de verdad, por increíble que parezca. Una vez una pareja, seguramente muy unida, quiso plasmar su amor haciendo un DNI entre los dos. Y cuando digo entre los dos, me refiero a que querían aparecer ambos en él. Si no llego a estar pendiente se forma una buena.

Hay gente a la que le gusta compartirlo todo con el prójimo. Obviamente, no con cualquiera, sino con alguien importante en su vida, como el cónyuge, un hermano, o similar. Comparten la comida, la bebida, los churros en el desayuno… algunos incluso comparten cama.

Pero el no va más me lo encontré ayer, cuando una pareja de novios quiso compartir la huella dactilar. Fue un momento íntimo, romántico donde los haya, que imagino se vio truncado por mi cara de asombro ante tal hecho. Supongo que fue mi culpa por la manera de pedir las huellas: “Caballero, ponga el índice de la mano derecha en el escáner” para la primera huella y “Ahora lo mismo con la mano izquierda” para la segunda.

Esto despistó a la acompañante (y a él mismo), porque la chica puso su índice izquierdo mientras me preguntaba “¿Por qué yo pongo el izquierdo y él el derecho?“. Como mi cara de desconcierto no les terminaba de responder les tuve que ayudar: “Es que necesito la huella izquierda… de él“.

Sé que entre dos personas que se quieren es muy bonito compartir y hacer al otro partícipe de las cosas que uno vive, pero con ciertas limitaciones. Las huellas dactilares son como la ropa interior, algo personal y que no hay que compartir con nadie.

Anuncios

33 comentarios en “El viaje del viernes #1

    1. Hace un par de años como mucho, así que como dices, es probable que ya no están tan ilusionados con compartir momentos únicos como el de poner una huella en el escáner de la oficina del DNI. Es un momento tan íntimo… Yo creo que la chica estaba pensando en sus cosas y cuando conectó otra vez con la realidad y conmigo fue cuando pedí el dedo izquierdo, y como les miré a los dos, cuando la miré a ella se vino arriba…

      Le gusta a 1 persona

  1. ¡Juas! Ahora con café y todo me siento preparada para comentarte. No me parece mal un DNI conjunto, ahorraría gastos. Y si te para la policía le dices “es que no tengo que lo tiene mi novio”, o mejor aún: todos los solteros indocumentados hasta que no encuentren pareja. No pueden acceder a la seguridad social ni nada, hasta que tengan pareja, y la consecuente posibilidad de generar descendencia que abone futuras pensiones. En fin, la falta de cafeína por las mañanas me pone así: mal. Un saludo!

    Le gusta a 1 persona

    1. Preséntate que te voto como presidenta!!! Acabas con la crisis de las pensiones en un momento, y con los divorcios exprés!! 🙂 Desde luego que siempre podrían hacer actos malvados con la mano que no pusieron en el carné… 🙂 Buen viernes!!

      Me gusta

  2. Por lo que veo ya fue un gran logro que consiguiera diferenciar entre el dedo izquierdo del derecho jaja.
    Nah, ahora enserio, hace poco leí un libro que contaban casos bastante graciosos que les había ocurrido a farmacéuticos y te das cuenta de que hay cada uno por ahí suelto…que madre mía jaja imagino que a vosotros, los funcionarios, será más de lo mismo jaja

    Le gusta a 1 persona

  3. Si es que nos idiotizados cuando tenemos que hacer papeleo. Yo tengo que repasar un par de veces con el de la ventanilla los pasos que tengo que seguir al salir de allí, siempre creo que hay algo que se me va a olvidar. Sobre todo me pasa al salir del médico, “qué pastilla dijo que me tomara?, dijo después o antes de las comidas?, durante una semana o era hasta acabar la caja?”.
    Me encantan tus historias.

    Le gusta a 1 persona

    1. Gracias Sensi! Lo de los médicos es complicado, porque ellos te dan unas recomendaciones que a veces difieren con lo que apuntan en la receta, y que muchas veces no tienen nada que ver con el prospecto!! Yo a veces he pensado “Ya se me ha olvidado y la parte que no vale de la receta la he tirado, voy a mirar el prospecto a ver” y zasca, unas recomendaciones que no me sonaban de nada, con unas cantidades más raras aún… Seguro que tú lo sabes bien pero lo haces por entablar conversación, eres así de agradable. 🙂 Besitos!!

      Me gusta

      1. O sea, que crees que me hago la despistada aposta, soy agradable pero no tanto. No se por qué pero el médico no consigue atraer mi atención y termino pensado en otra cosa mientras me está contando la película y cuando salgo de la consulta llevo la mente en blanco y hago como tu, mirar el prospecto. A veces es suficiente y otras veces hay que deducir un poco.
        Me pasaba también, lo de no prestar atención, cuando mi madre me daba muchas indicaciones sobre lo que había en el frigorífico para comer, dónde estaban las ollas y un largo etcétera que cuando se marchaba, lo primero que me preguntaba era: “¿qué dijo que había de comer?.😀

        Le gusta a 1 persona

  4. Hola Óscar. Como verás me he ido dando una vuelta por tus últimos post, los llegados después de vacaciones. Como siempre historias de cada día y que a todos nos han sucedido en algún momento. Todos llevamos nuestra mochila de historias que también me gustaría compartir. Mi “estancia” aquí no sé lo que durará y los motivos por los que yo llegué son diferentes, pero intento meterme dentro de todas las historias que considero interesantes. Tú relatas muchas de ellas. Buenas noches.

    Le gusta a 1 persona

    1. Muchas gracias, corazón!! Sí, he visto que te has dado un buen repaso al blog desde el uno y ya te has puesto al día… Me alegro que te gusten estas historias que le pueden pasar a cualquiera. Tu estancia aquí puede durar todo lo que quieras, a pesar de que los motivos que te trajeron aquí sean distintos y terminen por esfumarse o cambiar. No tienes por qué desaparecer, puedes seguir con nosotros!! Besitos corazón!!

      Le gusta a 1 persona

  5. Oscar que gran idea de compartir blogs viejos, para mi esto es una manera tambien de ver mas sobre otros blogs, es genial. Respecto a los tortolos, coincido contigo andaban pensando en algo mas divertido que el papeleo sin saber lo que realmente estaban haciendo en ese preciso momento, tal vez su sentencia de muerte, ja, ja, ja!!
    Un beso!!

    Le gusta a 1 persona

    1. Estoy entre que estaban nerviosos y que no me hacían mucho caso. Y como la gente solía pasar de mí… 😛 Seguro que el que te pasa la ITV está de buen ver y por eso te pones nerviosa, je je je. 😉

      Me gusta

¡Cuéntame lo que quieras!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s