Juegos de viaje

Viajar en coche puede ser algo divertido si se trata de un trayecto corto, pero que como dure más de una hora puede hacerse un poco pesado, máxime si se va con niños que no contemplan la opción de dormir durante el viaje.Dado que es posible que muchos de los lectores tengan hijos o acompañantes de viajes largos con una alta capacidad para aburrirse camino al la playa, quisiera compartir con ellos (de cara a las vacaciones del año que viene) unos juegos de carretera, que si bien pueden acabar haciéndose monótonos, también pueden entretener a los viajeros (nunca al conductor, éste no debe distraerse) fácilmente durante una hora como mínimo.

Los juegos están basados en realizar predicciones, con un porcentaje mínimo según la dificultad de la misma. Y es que no es igual de probable cruzarse con un Seat, que con un Seat Ibiza de color verde. Con esto, se pueden hacer predicciones con las marcas de los coches, los colores, las letras de las matrículas, los números, y cualquier combinación de éstas.

Si se desea jugar hasta el infinito, basta con pasar el turno al siguiente y quedarse con la satisfacción de haber acertado. Si se quiere acabar antes de que la monotonía invada el cuerpo de los jugadores, se puede establecer un tope de 5 ó 10 puntos para ganar la partida.

He de decir que en función de que el viaje sea en autopista o en carreteras de doble sentido, las opciones pueden ampliarse para abarcar también los coches que se van cruzando con el nuestro, de manera que se pueden hacer hasta apuestas dobles.

Quizá llego algo tarde porque las vacaciones de verano ya han pasado, pero las Navidades están a la vuelta de la esquina. ¡Buen viaje!


Si te gusta lo que escribo y quieres comprar mi libro, puedes hacerte con una copia en PDF por solo 1 euro pinchando en estas letras, o con una en papel por 8 euros pinchando en estas otras letras.

Anuncios

2 comentarios en “Juegos de viaje

  1. Para nosotros era contar camiones rojos, recitar la tabla de multiplicar o cantar fuerte las canciones del momento.
    Mi madre nos daba un bolsón de pipas y nos dejaba tirar las cáscaras al suelo, el 4L tenía el suelo liso, de goma y se limpiaba con facilidad
    Cualquier cosa menos el “papá cuándo llegamos”

    Me gusta

¡Cuéntame lo que quieras!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s