Carné de padre

Si hay algo que cada día tengo más claro, es que hay ciertas cosas para las que debería ser imprescindible sacarse un carné. Y no me refiero a la identificación de las personas, para eso ya existe uno en nuestro país. Tendría que existir un carné para poder habilitar a alguien como padre o madre y permitirle cuidar de una criatura, y lo digo como padre que soy.

Estoy harto de ver cómo los pobres progenitores llegan a casa cansados de un largo día de trabajo y les toca soportar a los niños. Algunos tienen incluso la desdicha de llegar a tiempo para llevarles al parque y allí se da una curiosa situación que el 90% de padres suspendería si contase para ese teórico carné: los dejan tirados como colillas. Es un lugar cerrado, donde conviven niños de todas las clases y edades, donde unos son más brutos que otros, donde unos son más ágiles que otros, y donde no hay ley. Y los padres (y en su mayor parte madres) están hablando entre ellos de un montón de cosas banales, pero que no les permiten prestar atención a sus hijos. ¿Por qué? ¿Es el único momento del día para hacerlo? ¿Contar a una persona que conoces de llevar a su hijo al mismo colegio o parque que tú lo bien o mal que te va en la vida o el trabajo es más importante que vigilar si tu hijo se sube a algún sitio desde el cual puede caerse y hacerse una brecha en la cabeza? Obviamente no hablo de niños de 8 años que van al parque solos, sino de 3 ó 4 años.

He llegado a escuchar a una madre decirle a su hijo, cuando éste iba a ella a decirle algo: “Anda, déjame que estoy hablando; vete a jugar“. He visto a niños de menos de dos años jugar con una pelota encima de un escenario a metro y medio de altura sin ningún adulto cerca. Y cuando digo cerca, me refiero a menos de diez metros ¡del escenario! Tirando la pelota por los laterales, por las escaleras… El niño que de normal baja las escaleras bien, con esa edad podría asomarse y caerse, resbalar escaleras abajo… ¿Soy yo el único que ve el peligro en los niños pequeños? ¿Por qué estas personas pueden tener hijos y encima se les proporciona la oportunidad criarlos? ¡Que alguien les compre un tamagotchi para que se desquiten!

Y luego para rematar hay muchísima gente cariñosa y a la que le encantan los niños que no puede tener hijos. La vida es así de injusta.


Si te gusta lo que escribo y quieres comprar mi libro, puedes hacerte con una copia en PDF por solo 1 euro pinchando en estas letras, o con una en papel por 8 euros pinchando en estas otras letras.

Anuncios

4 comentarios en “Carné de padre

  1. Eso es debido a que los niños vienen sin libro de instrucciones.
    Y no te ha pasado que te han llamado pesado o algo peor por estar pendiente de tu niño?
    Sí la vida es injusta. Hay demasiadas cosas que no tienen explicación, pero de todo se aprende, y al final las piezas encajan.
    Esos niños, con un poco de suerte, cuidarán bien de los suyos. Al menos eso espero, porque si no, no nos quedaría nada.
    En cualquier caso, cuida de los tuyos, con tu propio criterio y los demás…. como en los toros, “que dios reparta suerte”.

    Hilaria.

    Me gusta

¡Cuéntame lo que quieras!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s