Si lo sé llego tarde

Hay gente que vive estresada. Sé que el ritmo que se lleva a diario no contribuye a vivir de forma pausada y tranquila, pero tampoco hay que subirse por las paredes a las primeras de cambio. Y eso es lo que le pasó ayer a una ciudadana que vino a renovarse el DNI. Mientras atendía a la persona que tenía sentada, llegó ella y después lo hizo otro señor con sus niños. Sin percatarme de cuándo había llegado cada uno, procedí a llamar por la lista a los que tenían cita 20 minutos antes, por si llevábamos algún retraso ya que habíamos tenido problemas con los ordenadores y no sabía si íbamos o no en hora. Cuando se levantó el señor con los niños la señora se puso a gritar: “¡Pero bueno, si lo sé llego tarde! ¡Ése (totalmente despectivo) ha llegado después de su hora y ya le están atendiendo, y yo llevo un rato aquí y no me llaman! Yo no sé a qué hora hay que venir aquí para que te atiendan bien“. Aunque me entraron ganas de decirle alguna cosita, me mantuve al margen y no respondí. Hice caso omiso a sus palabras.

Supongo que la mujer no se quedó lo suficientemente tranquila, porque un minuto más tarde (dos a lo sumo) fue atendida y al compañero que le atendió sin darle las buenas tardes le soltó un: “Oye, ¿a qué hora hay que venir aquí para que te atiendan bien y antes que los que llegan tarde?“. Yo no quise seguir escuchando, me pareció que iban a mantener una conversación tan surrealista que no merecía la pena dedicarle ni un segundo más de mi preciado tiempo.

¿Se paró a pensar la mujer en el tipo de pregunta que hizo? ¿Se paró a pensar que tan sólo tuvo que esperar uno o dos minutos para ser atendida? ¿Se paró a pensar que desconocía los motivos por los que llamé a los retrasados y que no podía penalizarles a pesar de haber llegado tarde ya que no lo sabía? ¿Se paró a pensar que no puedo estar haciendo un control con las cámaras de vigilancia para ver si cada ciudadano ha llegado a su hora o quién ha llegado primero? ¿Se paró a pensar?


Si te gusta lo que escribo y quieres comprar mi libro, puedes hacerte con una copia en PDF por solo 1 euro pinchando en estas letras, o con una en papel por 8 euros pinchando en estas otras letras.

Anuncios

4 comentarios en “Si lo sé llego tarde

  1. Pues pensando, pensando, creo que no, que no se paró a pensar.
    Estas situaciones se dan por las nuevas costumbres y tecnologías.
    Hace tiempo, simplemente, se hacía cola, y uno iba detrás de otro. No importa cuando llegara cada uno, se ponía el último y ya está. Y si alguien intentaba colarse, se formaba el lío, casi, casi, igual que ahora.
    No tenemos arreglo. Nunca estamos a gusto. Y a esta señora no creo que le molestara el minuto que esperó, si no, que alguien pasara delante de ella, con razón o sin ella.
    Siempre digo que hay mucho nostálgico. Donde esté una fila, larga, larga de horas, que se quiten todas las citas de todas las maquinitas del mundo mundial.

    Hilaria.

    Me gusta

¡Cuéntame lo que quieras!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s